Experimentos con el sonido | propagación del sonido






Experiencia sobre propagación de sonido

experimentos con sonido

Todo el tiempo escuchamos sonidos y ruido, pero ¿te has preguntado alguna vez como es que sucede? Hoy veremos unos espectaculares experimentos con el sonido, que seguro te dejarán sorprendido. Lograremos aislar prácticamente el sonido de un reloj despertador al colocarlo dentro de una campana y quitando el aire dentro de ella.

Materiales:
* Vaselina
* Una campana de vidrio (ver video)
* Mangueras
* Un corcho
* Una esponja
* Reloj Despertador
* Bomba de Vacío (seguro tienen en el laboratorio de tu escuela)

Procedimiento:
Voy a hacer una explicación general porque no todos conseguirán los mismos materiales. Bien, el objetivo principal es lograr que dentro de la campana de vidrio haya vacío (correctamente sería: menor presión que la atmosférica). Es por eso que viendo el video, y teniendo en cuenta los materiales que consigas en el laboratorio de tu escuela, tienes que armar el dispositivo.

La vaselina es sólo para hacer un sello hermético y que no entre aire dentro de la campana, mientras que la bomba de vacío es la encargada de “sacar” el aire que está dentro de dicha campana.

Programa tu reloj para que suene unos minutos mas tardes, de modo que tengas tiempo de generar el “vacío” dentro de la campana.

Experimentos con el sonido

¿Como funciona el experimento?
El sonido no es mas que cambios de presión en el aire.

En realidad, no sólo se transmite en el aire, sino en cualquier tipo de materia, como puede ser el agua, un sólido como el hierro, etc.

O sea que los sonidos que escuchamos, son transmitidos a través del aire. Pero cuando quitamos el aire dentro de la campana, no hay ningún medio mediante el cual, las vibraciones que emite el reloj despertador puedan llegar a la campana, luego al aire exterior a la misma y por último a nuestro oídos.

ATENCIÓN!!: Las fuerzas que generan la presión y depresión de aire pueden ser muy grandes y peligrosas si no se tienen los cuidados adecuados. Así como un neumático puede explotar por exceso de presión de aire en su interior, nuestra campana puede implosionar.

Es por eso que tienes que hacerlo bajo la supervición de alguien idóneo en el tema (que sepa). Seguramente el encargado o profesor del laboratorio te podrá ayudar.

Otra alternativa a los experimentos:

Si lo que deseas es realizar la experiencia pero con materiales mas fáciles de conseguir y darle así un toque mas a experimentos caseros, puedes utilizar unos frascos que se consiguen en el mercado. Los mismos son herméticos y traen consigo un pequeña bomba de vacío manual que se coloca en la tapa especial que trae el frasco. Con ésto lograrás un “vacío menor” que con la bomba de vacío, pero los experimentos igual funcionarán! :)



Deja tu comentario
Tu Comentario